Preciosas y grandísimas promesas

reflexión preciosas y grandísimas promesas

Generalmente cuando Dios te da una
promesa, te indica lo que tienes que hacer para obtenerla… Las promesas que
Dios te da son los premios para alentarte a seguir dando pasos y avanzar hacia
su santidad… Dios te creó para que te parezcas a Él, pero mira qué tan bueno es
el Señor que no te exige de manera autoritaria que seas como Él quiere que tú
seas. Te da una recompensa por cada paso de obediencia que tú das…

sólo de esa
forma puedes ir alejándote del pecado que tu naturaleza humana tiene.

Es como un entrenamiento: aprendes a
caminar como Dios quiere y recibes bendición tras bendición… y cada día que
pasa te vas pareciendo más a tu Creador.
Realmente es un Padre amoroso y
paciente que te lleva de la mano y te enseña a caminar en obediencia y humildad, de manera que no te resulte doloroso,
complicado o difícil llegar a participar de su santidad. Te animo para que
sigas dando pasos y obteniendo victorias y recompensas para tu vida en esta
tierra… y en la venidera la vida eterna.

«… (Dios) nos ha dado grandes y
preciosas promesas. Estas promesas hacen posible que ustedes participen de la
naturaleza divina y escapen de la corrupción del mundo… » 2 Pedro 1:4

La alegría de tener un hijo

reflexión tener hijos sueño de toda mujer

Tener hijos es y seguirá siendo el sueño y privilegio de
toda mujer. Es el diseño de Dios para ti amiga… Portadora de vida… 

Tú, madrecita… sabes perfectamente que ser un canal de vida siempre
duele… pero es un dolor que te asegura un gozo especial. 

Te animo a que aproveches toda oportunidad para expresarles tu amor a tus
hijos, pero no olvides alentarlos diciéndole lo orgullosa que estás de ellos.
Disfruta siempre de estos maravillosos regalos divinos que
Dios te ha dado.

«Una mujer que está dando a luz sufre dolor porque su
momento ha llegado, pero después se olvida del dolor por la alegría de que ha
llegado al mundo un nuevo ser
». Juan 16:21

Acércate a Dios

acércate a dops reflexiones cristianas con imágenes arcoiris de promesas

 

Es una invitación permanente: Acércate a Dios. No importa si sigues a Cristo desde hace mucho o si aún no conoces algo de Él. 

Dios sólo está esperando que tú le busques… que tú te acerques. En toda situación y en todo momento. Continuar leyendo “Acércate a Dios”

Agrada a Dios con tu trabajo

reflexiones cristianas con imágenes Agrada a Dios con tu trabajo

Empieza tu día o tu semana ofreciéndole a Dios tu trabajo. Cualquiera
que sea el trabajo que tú hagas, realízalo como si Dios fuera el único
beneficiado. 

«Y todo lo que hagan, háganlo de corazón, como para el Señor y no como para la
gente
». Colosenses 3:23

No te esfuerces en agradar a tu familia, a tu jefe o a tus compañeros de
trabajo…

Enfócate en agradar al Señor en todas tus actividades, te
aseguro que sólo por esa actitud tuya todos estarán encantados con tu trabajo.
Busca la excelencia en tu quehacer…Como si tu jefe fuera Dios en persona. 

El Señor bendice el trabajo
de tus manos siempre, hazlo con amor y dedicación porque la recompensa viene de
su mano… no de los humanos. Él te dará creatividad, habilidad y eficacia. 


Tú eres importante para Dios
 y su deseo es bendecirte en todo lo
que hagas.