Una promesa de protección divina

una promesa de protección divina reflexiones cristianas con imágenes

 

Esta es una promesa de protección que no depende totalmente
de Dios. También la protección es consecuencia de tus decisiones.

Aquí hay una cobertura que se forma alrededor tuyo cuando te conduces bajo el siguiente principio bíblico:

«La discreción te cuidará, la inteligencia te protegerá. La sabiduría te librará del camino de los malvados, de los que profieren palabras
perversas, de los hombres que hablan perversidades
». Proverbios 2:11

Discreción es lo mismo que prudencia, sensatez… y son palabras que tienen que ver con saber cuándo hablar y cuándo callar, pensar
antes de hablar o actuar, meditar en las consecuencias de las palabras y los actos, evitar causar daños a los demás.

Inteligencia es lo mismo que entendimiento… y significa razonar y comprender sin necesidad de largas explicaciones.

Definitivamente es Dios el único que puede protegerte de manera efectiva en todo, pero a ti te corresponde pensar, hablar y actuar en
discreción y prudencia… con inteligencia y entendimiento en tus relaciones con las demás personas.

¿De qué forma?

Escoge con cuidado las amistades con las que quieres pasar más tiempo, que sean personas que te animen a lo bueno.

No te coloques en lugares donde hay riesgo de salir dañada.

Tener cuidado de las palabras que salen de tu boca. Muchas veces nos metemos en problemas por las cosas que decimos (¡Mira si lo sabré yo! 😔)

Cuida lo más que puedas tus horarios de salida.

No tomes decisiones bajo los efectos de las emociones alteradas: con mucha alegría, mucho enojo, mucha tristeza, mucho cansancio.

Si estás pensando que no es fácil y que Dios nos plantea un poco pesado este principio, tienes razón. Es muy difícil cuando lo intentas en tu propio esfuerzo. Pero tenemos otra gran promesa que sólo tienes que pedirla:

«Si a alguno de ustedes le falta sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará. Dios es generoso y nos da todo con agrado». Santiago 1:5

La sabiduría que Dios nos da es la indicada para ayudarnos a tomar las decisiones más adecuadas en cada paso de nuestro camino diario.

Vale la pena pasar por el proceso, dejar de actuar conforme a los impulsos. Tendrás una vida de paz, sin enredos de chismes y serás libre de falsas acusaciones. Tu integridad y reputación estarán protegidos por Dios en recompensa a tu discreción y tu entendimiento.

Amiga cazadora de promesas si crees que este mensaje es bueno, compártelo con alguien o en tus redes sociales. Déjanos un comentario que nos anime a seguir trabajando.

Que Dios te guarde siempre, tu amiga,

Lidia E. Cames

Síguenos en Twitter: @ArcoirisPromesa

 

(Visited 77 times, 4 visits today)

2 respuesta a “Una promesa de protección divina”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *