Los curaré y los sanaré

los curaré y los sanaré reflexiones cristianas con imágenes

Todo el que acuda al Señor encuentra sanidad, tanto del cuerpo como del espíritu. No tienes por qué sufrir dolencias y aflicciones.

El Señor siempre está dispuesto a poner su mano en ti y librarte de todo lo que te atormenta, ya sea enfermedades, miedos, tristezas, soledades o desilusiones. 

Lo primero que tienes que hacer es creer que Él es Dios amoroso y que siempre tiene misericordia de ti para levantarte de cualquier situación que tengas… 

Después búscalo con humildad. Acércate a Él pidiendo ayuda. Háblale con esta promesa en tu corazón. Es seguro que te escuchará y te responderá, porque Dios no es un Dios que deje de cumplir sus promesas… Él es fiel y hará lo que dijo que iba a hacer.

Oramos:

“Señor, yo creo que tú eres mi Sanador y que tu voluntad para mí es la salud y no la enfermedad. Hoy creo tu promesa de sanidad y declaro que vida en abundancia fluye a través de mi cuerpo, mi alma y mi espíritu.

Ayúdame a recordar que tú eres fiel y que me cumplirás todo lo que has prometido. También te pido que aumentes mi fe para no dudar de tu poder en tiempos de dolor. Me declaro sana en el nombre de Jesús a partir de este momento”.

 

(Visited 43 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *