Calma para la ansiedad: Versículos bíblicos

calma para la ansiedad versiculos biblicos

 

 

Combatimos la ansiedad con versículos bíblicos. ¿Alguna vez te has sentido alterada, preocupada, desesperada? ¿O quizá nerviosa o estresada? Esta pérdida de la paz que a veces experimentas es lo que se conoce como ansiedad. 

Las hijas de Dios no estamos exentas de sentirnos ansiosas o angustiadas, porque somos humanas y nos puede suceder en cualquier momento. 

La ansiedad puede llegar a tu vida por muchas razones: Continuar leyendo “Calma para la ansiedad: Versículos bíblicos”

Consejos para eliminar el enojo

consejos para eliminar el enojo consejeria cristiana

No sé si alguna vez te has encontrado con alguien que piensa que enojarse es pecado. Hasta es posible que tú pienses eso… y para colmo vives con culpa porque quizá te enojes de vez en cuando.

Te cuento que yo fui esclava de la ira durante muchos años, no recuerdo exactamente desde cuándo. En mi familia yo tenía la etiqueta de “enojona”. Solamente la gracia de Dios y su Palabra poderosa ha ido transformando mi carácter. Continuar leyendo “Consejos para eliminar el enojo”

7 claves para solucionar problemas familiares

7 claves para solucionar problemas familiares consejería cristiana arcoiris de promesas

Este artículo lo escribo para todas las amigas que me han escrito para comentarme situaciones como éstas:

 Mi hijo anda en adicciones… Mi hija no cumple los horarios de llegada a la casa… Mis hijos no quieren ir a la iglesia… Mi
hijo tiene malas amistades… Mi hija no quiere obedecerme…

 O como éstas:

 Mi esposo me engaña… Mi esposo dice que ya va a cambiar y no lo hace… Yo ya estoy cambiando, pero no veo que mi esposo lo haga…
He orado para que mi esposo regrese y no veo la respuesta…
Continuar leyendo “7 claves para solucionar problemas familiares”

Cómo tratar con hijos adolescentes violentos

 

Decidí unir estas dos consultas porque son muy similares… Dos amigas me escriben:

 “Mi hijo de 15 años me agredió física y verbalmente, no siente arrepentimiento ni tristeza por lo que hizo, ha dicho que lo volvería hacer. Me siento triste y confundida por su actitud violenta y grosera”.

 “Mis hijos pelean mucho. Son dos hombres de 13 años y 17 años”.

 Respuesta:

 Mi apreciada amiga, desafortunadamente vivimos en un mundo
donde la violencia está a la orden del día. Está en películas, programas de televisión, el internet, las redes sociales… Nuestros hijos tienen al alcance todos estos medios.

 Si a todo lo anterior le agregamos la violencia intrafamiliar, donde los padres discuten delante de los hijos, y/o se agreden
físicamente uno a otro… O en el peor de los casos, tratan con violencia a los hijos.

Cómo tratar con hijos rebeldes

Nos corresponde a los padres cambiar nuestra forma de relacionarnos con nuestros hijos: Cambiar los gritos por una plática, la indiferencia por cariño y los regaños por palabras de motivación.

Un hijo violento está diciéndote que necesita tu atención, que no tiene la seguridad de que le ames y que no se siente importante para ti.

Entiendo que la vida en estos tiempos no es fácil, está llena de sobresaltos y de estrés, pero por amor a nuestros hijos podemos
aprender a confiar en el Señor, tomando en cuenta lo que su Palabra dice para orientarnos en la educación de nuestros hijos:

«Y ustedes, padres, no provoquen a ira a sus hijos, sino críenlos en la disciplina e instrucción del Señor». Efesios 6:4

El mismo versículo en la versión DHH:

«Y ustedes, padres, no hagan enojar a sus hijos, sino más bien
edúquenlos con la disciplina y la instrucción que quiere el Señor
».

Esta es otra Escritura:

«Padres, no exasperen a sus hijos, para que no se desalienten». Colosenses 3:21 (NBLH).

 Te investigué otras versiones:

«Padres, no sean tan exigentes con sus hijos, para que ellos no se desanimen» (PDT).

«Padres, no sean pesados con sus hijos, para que no se desanimen» (BLA).

Te recomiendo que leas los Proverbios en la Biblia, porque ahí vas a encontrar muchas instrucciones que Dios nos da a los padres para
educar a nuestros hijos.

Oración por un hijo rebelde

Por la experiencia que yo he tenido, puedo aconsejarte dos
cosas muy importantes:

1.- Evita hablarles con sarcasmo o ironías. Es algo que a los adolescentes les molesta en gran manera, porque están tratando de dejar de sentirse niños y encontrar un lugar en el mundo de los adultos… Es mejor que les hables con respeto y como personas inteligentes que ellos son.

2.- Diles que los amas y que son importantes para ti. Es muy
importante que ellos lo escuchen de tu boca, no des por hecho que ya lo saben… Necesitan escucharlo y comprobarlo con tus hechos.

Cuando tú ya estés avanzando en estos dos puntos, se irán
derribando esas barreras que te separan de tus hijos y entonces, podrás empezar a poner límites con amor.

Ten paciencia, amiga. Son procesos que llevan tiempo y que
seguramente te va a ser difícil, pero no imposible. Tómate de la mano de Dios y pídele sabiduría para que tus palabras sean amables y oportunas.

Te recomiendo que leas este otro artículo que te dará más
orientación sobre este tema:

 Reconciliación entre padres e hijos