Marca la diferencia

reflexión marca la diferencia

 

Como hija de Dios estás llamada a marcar la diferencia en tu entorno… a mostrarle al mundo quién es tu Dios. 

Dios ha puesto de su gloria y su poder en tu ser para que brilles en este mundo y hagas la diferencia en la vida de los que se cruzan en tu camino…

En medio de toda maldad, corrupción y oscuridad nuestra tarea consiste en ser distintos… ser buenos, íntegros y
amorosos… sin murmurar, sin criticar, sin pelear y sin discutir.

«Háganlo todo sin murmuraciones ni discusiones, para que nadie encuentre en ustedes culpa ni falta alguna, y sean hijos de Dios sin mancha en medio de esta gente mala y perversa. Entre ellos brillan ustedes como estrellas en el mundo». Filipenses 2:14, 15 

Todo lo que Dios te ha dado debe ser usado para que el mundo conozca a Cristo como su Salvador… Vivamos de manera que a todos se les antoje vivir en los caminos de Dios… Marquemos la diferencia en el mundo, como corresponde a los verdaderos hijos de Dios.

Oremos: 

“Espíritu Santo, ayúdanos a establecer la voluntad de Dios hoy en nuestra vida y guíanos a marcar de manera positiva el destino de las personas que se encuentren cerca de nosotros y la dirección de las situaciones en las que estemos involucrados durante este día.
En el nombre de Jesucristo. Amén.”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *